Se salvan de pagar

19.11.2010 05:26

Más de cuatro millones y medio de familias colombianas, con una población estimada de 25 millones de personas, se salvaron de tener que pagar un incremento en los servicios públicos de energía y gas domiciliario que les hubiera costado aproximadamente 350.000 millones de pesos a lo largo del año entrante.

El Congreso hundió el proyecto de ley que proponía reducir de 60 a 50 y del 50 al 40 el mencionado subsidio a los estratos 1 y 2, respectivamente.

La frustrada reducción del subsidio estatal implicaba un incremento del 25 por ciento para el estrato uno y del 20 por ciento para el dos.

Hundido el proyecto, el subsidio dejará cubierta a esta población al menos por cuatro años más.