Rigurosa vigilancia electoral

31.01.2011 10:17

13 municipios de Cundinamarca presentan riesgos altos, medios y bajos de trashumancia electoral, según un mapa elaborado por la Registraduría Nacional de cara a las elecciones locales a llevarse a cabo el 30 de octubre del presente año.

La trashumancia es la acción de inscribir la cédula en lugar distinto al que se reside con el fin de favorecer a determinado candidato, y constituye delito bajo la calificación de fraude, con pena de cárcel entre 4 y 9 años.

Los municipios de Cundinamarca incursos en este riesgo son: Nariño, Guataquí, Ricaurte, Útica, Tibirita, Pulí, Tena, Chipaque, Jerusalén y Gachalá.