Mico político

04.02.2011 07:02

Todos los ciudadanos que se abstuvieron de votar el pasado 20 de junio en la segunda vuelta por la Presidencia tendrán que volver a inscribir sus cédulas porque quedaron fuera del censo electoral.

La decisión está contemplada en uno de los artículos de la reforma política que se encuentra a sanción presidencial.

El senador Jorge Enrique Robledo considera que la norma se adoptó como retaliación contra el Polo que proclamó, y en buena parte se abstuvo de votar en la segunda vuelta al considerar que el hoy presidente Santos se metió el triunfo al bolsillo desde la primera vuelta. Y al respecto se pregunta: ¿si querían depurar el censo electoral y sacar a los muertos y a los militares, por qué no se tomó la votación del 30 de mayo en primera vuelta?