Alcaldes desaforados

05.12.2010 14:04

Según la Auditoría General, los departamentos y municipios tienen comprometidas Vigencias Futuras (VF) por 31 billones de pesos  (6% del PIB), de los cuales 16 billones sobrepasan el período de gobierno de los mandatarios actuales. Más grave aún, el 32% de estas (casi 10 billones), son para gastos de funcionamiento. Estas VF son deuda no registrada, y su cuantía es superior a toda la deuda interna y externa registrada de las entidades territoriales que asciende a $26 billones.

Y el gobierno del presidente Uribe no se le quedó atrás a alcaldes y gobernadores. Según la misma fuente, no sólo dejó la olla raspada, como lo denunció el ministro Vargas Lleras, sino que hacia el futuro le ató las manos a Santos a una pesada herencia de 30 billones de pesos en VF, equivalentes a todo el presupuesto nacional de inversión durante tres años y al 18 del total de la deuda pública del gobierno central.